jueves, 7 de junio de 2012

QUE ALGUIEN SE LO EXPLIQUE A PABLO ALBORAN ( Y AL SR /SRA. ANONIMO@ )



                Distinguido Sr/ Sra. Anónim@:

                Me permito la libertad de responderle por escrito, y de tratarle de usted. Jamás apearé el tratamiento a alguien que es capaz de entrar en un blog de tercera división, leerlo, y comentarlo a las 3: 00 AM sólo para salir en defensa del artista ese que se hizo famoso tocando la guitarra en el sofá de su casa. Si tuviera sombrero me lo quitaría en su honor.

                Pero más allá del tratamiento, aquí debe acabar la  ojana y el peloteo. Estoy en profundo desacuerdo con lo que dice. En realidad estoy de acuerdo, pero disiento. Trataré de explicarle esta aparente paradoja, respondiéndole punto por punto.

                “Creo que no has escuchado más que una canción de Alborán”. Efectivamente, lo reconozco, con una tuve bastante. De hecho al tercer “ y tú, y tú, y solamente tuuuu”  tenía la compulsiva necesidad de entrar en un McDonalds ataviado sólo con un cinturón de dinamita y al grito de ¡ Viva México, cabrones ¡ Y hacerme volar junto a los macmenús, macnuggets, y mac-niños gordos del maldito mac- sitio. Así que preferí no volverlo a intentar. Puede que me haya perdido posteriores obras de arte del Sr. Alborán, pero no quise arriesgarme.

                “porque tiene letras muy curradas, lógicamente nadie puede llegar a los talones de Sabina. Pero no creo que debas criticar sin leer más cosas de él. “ Ignoro profundamente el tiempo que ese señor necesita para  regalar al mundo frases como “tu garganta es un misterio” siendo ciertamente difícil que Sabina y Alborán puedan ser comparados. Simple y llanamente juegan en deportes diferentes. Usted no cree que deba criticar cosas de él sin haber escuchado nada más,  pero yo,  consultando la legislación aplicable, no he alcanzado a ver que precepto legal prohíbe a un bloggero de salar de estar usar una conocidísima canción de éxito, de ínfima calidad literaria, para ejemplificar el mensaje de mi anterior entrada: aborrezco la música melódica, vacía, basada en una melodía más o menos pegadiza pero hueca en lo que a sentido literario se refiere. Qué le vamos a hacer.

                “Creo que también es de admirar el ser sencillo y transmitir, sin la necesidad de llamarle a eso, hacer rimas fáciles, consigue emocionar a mucha gente, nos guste o no, y no escribe barbaridades como otros artistas horribles que suenan en nuestras radios.”.  Yo también creo que emocionar  desde la sencillez es de admirar, y Pablo Alborán esta siguiendo el camino trazado por artistas de la talla del Dúo Dinámico, Los Pecos, Perales, o en versión más de barrio, Camela. Usted puede emocionarse con esas letras y yo lo respeto y lo admiro, pero las rimas no hay por donde cogerlas. A ellas me referiré más adelante. Respecto a los artistas que escriben cosas horribles, coincido. Yo también echo de menos a María Jesús y Su Acordeón y sus famosos temas de protesta social; el Baile de los Pajaritos fue el himno que encendió la lucha social para toda una generación de españoles. Sabina habla de las putas, y Antonio Vega de la heroína, vaya par de canallas, hablando de cosas horribles cuando podrían haber estado cantándole a los destellos de los ojos ajenos. Que desperdicio.

                Respecto a las rimas que transcribe, y que me ahorraré escucharlas en versión cantada, debo decirle que no resisten el más amable examen. Una estudiante de Primero de Bachillerato abandonada por su novio puede escribirlas y mejorarlas. Se les notan a la legua las costuras y el tufo prefrabricado. Parece como si una letra de Drexler o Silvio Rodríguez hubiera sufrido un centrifugado salvaje para acabar, limpia de toda calidad literaria, siendo rescrita por el Director Editorial de  la extinta revista Super Pop.
               
                “Vive el momento sin perder aliento // Se toma su tiempo y le confunden con el viento” es un monumento a la cacofonía poética, al surrealismo, y leída (repito que no pienso escucharla cantada, por el bien de los comensales del McDonalds) mueve a la risa y a preguntarse el motivo por el que a uno que primero pierde el aliento, y después se toma su tiempo, después le confunden con el viento. Alborán ha perdido aquí una excepcional oportunidad para meter también las palabras “sentimiento” “presentimiento” “descubrimiento” “precalentamiento” “aparcamiento” y porqué no “Ayuntamiento”. Ya puestos….
               
                El caso es que me parece muy bien que le guste Pablo Alborán y que le haga emocionarse, y que le parezcan muy curradas sus letras.

    Yo debo rendirme a sus pies ante la devoción hacia el artista que revela su comentario a las 3:00 AM, en un blog de tercera división. Supongo que algo tendrá el gachó cuando alguien sale así en su defensa. Yo no lo veo, querido Sr / Sra. Anónim@.

     A mi me parece respetable basura. Aunque los hay mucho peores.

     No se enfade.

    Post Scriptum: Tal y como decía en mi anterior entrada, no me siento vinculado por lo que dice el Sr. León de San Marcos. El bloggero que da vida al citado personaje muere con Pablo Alborán, y es miembro fundador de su club de fans.  Tengo mi carpeta decorada con su portada del Super Pop.

Cómo mola Pablo  ¿que no ?

5 comentarios:

daniel vt dijo...

león! no dejes escapar al anon que es el único que te comenta!! un abrazo.
p.s.: personalmente, lo único que tengo en contra del tal alborán es que por no tener la "cultura" suficiente para saber quien es, perdí a un juego de adivinar personajes....

Anónimo dijo...

Salgo en defensa del señor anónimo y del señor Pablo Alborán. Me gusta y mucho Pablo Alboran, la voz y las letras de las canciones me llegan y me hacen recordar tiempos pasados, me emocionan, no así las de Sabina. La voz de Sabina me parece q es como la de cualquier hombre después de fumarse un caja de tabaco y se que con esto me voy a ganar grandes criticas de sus muchísimos seguidores pero así es el mundo de la música tiene q haber gustos para todos.

Escucho música para agradar mis oidos y con Sabina no lo logro. Pablo quizás escriba para un público más adolescente, y que? que pasa que si no se habla de putas y heroína la canción no es buena?

Hay un publico muy romántico que se queda con las canciones de Pablo, Lo Pecos, Jose Luis Perales, Mocedades o porque no Camela.

Y ahora soy yo la que reconozco que quizas solo haya oido una canción de Sabina pero no quiero escuchar más porque simplemente no me gusta.

Pa gustos los colores...por que sino, que mundo más aburrido no?

Un saludo de otro anonimo...

P.D.: Los secretos, sin embargo, me encantan. Y este escrito no es en defensa de Pablo Alborán.

leondesanmarcos dijo...

Sr/Sra. Anónimo2, creo que en este caso le conozco...no sé de donde ni de qué, pero le conozco.

El caso es que, por supuesto, tendrá su correspondiente entrada en el blog, en respuesta sus comentarios.

Muchas gracias por su atención y su tiempo.

daniel vt dijo...

esta discusión es más vieja que cagar sentado. llegará el día, anon2, que te des cuenta de lo románticas que son las canciones de Sabina y te encantará. me apuesto 400 dracmas.

leondesanmarcos dijo...

Bueno, como titular del blog con la proxima entrada voy a dejar zanjada la cuestión.Anuncio el título:

"QUE ALGUIEN SE LO EXPLIQUE AL LEON DE SAN MARCOS"

;)